Creativa por naturaleza, fotógrafa por casualidad. Bajo mi lema “Si lo sueñas lo intentas y si lo amas lo consigues”, dejé todo por abrir mi estudio y convertirme en lo que soñaba ser, la narradora de la historia impresa de la vida de mis niños. Enamorada de la fotografía infantil desde mi primer retrato. Adoro la luz que proyectan los niños e intento captar la magia que reside dentro de cada uno de ellos. Con un estilo romántico que me define, busco crear emociones a través de la composición y la edición.